VIAJAR A TÚNEZ

Un viaje a Túnez con la bella ciudad de Monastir como base. Desde ahí podrás realizar excursiones al desierto del Sahara, a ciudades históricas y a sitios arqueológicos Patrimonio de la Humanidad, zocos repletos de artesanía, una gastronomía de calidad y disfrutar de una incomparable costa mediterránea.


Monastir, casi una isla, un antiguo puerto pesquero junto al mar y al desierto, con playas increíbles, una agradable temperatura todo el año y una rica gastronomía, el lugar ideal para establecer tu base. Aunque también encontrarás, lugares que te sorprenderán, como su Ribat (una fortaleza monasterio que era habitada por monjes soldados), el más antiguo del Magreb, edificado en el año 796 y uno de los lugares donde se filmó la Vida de Brian, de los Monty Phython, y su zoco.

Desde Monastir podemos realizar diferentes excursiones

A la Medina de Túnez, Cartago y Sidi Bou Said. La Medina de Túnez, declarada Patrimonio de la Humanidad en 1979, con más de quinientos monumentos como palacios, mezquitas, mausoleos, madrazas y fuentes; con callejuelas estrechas donde perderse y un interesante zoco donde regatear para traernos de recuerdo unas babuchas, tableros de ajedrez, sandalias, cerámica o simplemente tomarnos un té y unos dátiles. La ciudad romana de Cartago, el sitio arqueológico más importante del país, Patrimonio de la Humanidad, restaurado buscando no alterar la autenticidad de los vestigios. Terminamos nuestra ruta en el Sidi Bou Said, un pueblo de influencia andalusí con encantadores y coloridos rincones.


A Kairuán, El Jem y Mahdia. La primera es la ciudad árabe más antigua del país, Patrimonio de la Humanidad desde 1988. Es considerada por muchos musulmanes como la ciudad más santa del Magreb y la cuarta del islam, de ahí sus 300 mezquitas. En El Jem nos espera el mayor anfiteatro romano de África y el cuarto del mundo, con capacidad para 35.000 espectadores, y aunque una parte de sus piedras se utilizaron para construir la ciudad, aún se conserva en muy buen estado. Finalmente, en Mahdia podrás pasear por los ghorfas, antiguos graneros hoy tiendas de artesanía, que te sonaran porque allí se rodaron algunas secuencias de Star Wars, ¿te acuerdas?



A Hammamet y Nabeul. Hammamet, uno de los centros turísticos más importantes del país, con playas espectaculares, la Gran Mezquita del siglo XV, el zoco y la medina, amurallada junto a una kasba del siglo SV construida sobre un fuerte del siglo XII, un lugar lleno de vida, en el que se vive. Muy cerca, Nabeul una de las ciudades más antiguas de Túnez e importante centro de producción artesana.


📸Mahdi Chaker (CC BY-SA 3.0)


Lugares que no se pueden perder los amantes de la historia: el sitio arqueológico de Dougga y Thuburbo Majus. La primera, Patrimonio Mundial desde 1997, la ciudad romana mejor conservada en el norte de África por lo que es fácil imaginarse como se vivía aquí hace casi dos mil años; la segunda, la antigua villa República Félix ("la república feliz"), una ciudad púnica en la que aun se puede ver algo de su antiguo esplendor.


Y aunque algo más lejos de nuestro campamento base, no podemos abandonar Túnez sin pisar el desierto del Sahara y sus oasis de montaña, Chebika y Tamerza.



No lo dudes, haz las maletas y disfruta de las sensaciones y los paisajes de este bello país

3 vistas

Viajes con Huella SL

c/Candamo N69 

Hoyo de Manzanares,Madrid.

info@tapionerviajes.com

(+34) 619100565

 

  • Google+ Clean
  • Twitter Clean
  • facebook

Contáctanos y crea tu propio viaje: